Trump despidió a Bolton

El presidente estadounidense anunció este martes el despido del asesor de Seguridad Nacional, John Bolton.

«Informé anoche a John Bolton que ya no se requieren sus servicios en la Casa Blanca. Tuve fuertes desacuerdos con muchas de sus sugerencias, así como otros en el Gobierno», afirmó Trump en un mensaje en su cuenta de Twitter.

«Y por eso… pedí a John su renuncia, que me fue entregada esta mañana. Agradezco mucho a John por sus servicios. Nombraré un nuevo asesor de Seguridad Nacional la semana que viene».

Bolton, exembajador de Estados Unidos ante Naciones Unidas y considerado un republicano de línea dura en temas de Defensa, tomó posesión del cargo en abril de 2018, después de que el presidente estadounidense anunciara la salida de ese puesto del general H.R. McMaster. Fue el tercero en ocupar ese cargo en el gobierno de Trump, tras el citado general y Michael Flynn.

La noticia se produce en medio de informaciones que apuntan a divisiones en el seno del gobierno de Trump sobre la cancelación del plan para invitar a líderes del Talibán a Estados Unidos para un diálogo. Bolton se oponía a las conversaciones de paz con el Talibán. Trump canceló esos planes el pasado fin de semana después de que inicialmente invitara al grupo a Estados Unidos para retomar ese contacto.

Bolton no tardó en reaccionar a los comentarios de Trump en Twitter. El ya exasesor publicó un escueto mensaje en Twitter, en el que aparentemente disputa la versión de lo ocurrido difundida por el mandatario.

«Ofrecí mi renuncia anoche (por el lunes) y el presidente Trump dijo: «Hablemos sobre ello mañana», señaló sin dar más detalles. Bolton también insistió a periodistas que no fue despedido y prometió que dará su versión de lo ocurrido «en su debido momento», según periodistas de los diarios The Washington Post y The New York Times. Diferentes fuentes señalaron que, bajo Bolton, el Consejo de Seguridad Nacional, que asesora al presidente, se había convertido en una entidad separada dentro de la Casa Blanca.

Un veterano funcionario del gobierno de Trump, que pidió permanecer en el anonimato, señaló a la BBC: «Él (Bolton) opera de manera separada al resto de la Casa Blanca». Según esa fuente, Bolton no acudía a las reuniones y promovía sus propias iniciativas. «Dirige su propio show», señaló el funcionario.

Otro trabajador de la Casa Blanca comentó a la cadena estadounidense CBS News, socia de la BBC, que Bolton tenía «sus propias prioridades». «No preguntaba al presidente cuáles eran sus prioridades. Son las prioridades de Bolton».

Bolton, de 69 años, es un veterano que trabajó en tres gobiernos republicanos diferentes: los de Ronald Reagan, George H. W. Bush y George W. Bush. Conocido por la dureza de sus posturas, ha abogado por el uso de la fuerza militar contra Irán y Corea del Norte. Bolton fue uno de los más activos defensores de la invasión de Irak en 2003 y se erigió como una de las voces más críticas contra Nicolás Maduro en Venezuela.

De hecho, el ya exasesor de Seguridad fue considerado un hombre clave junto con el secretario de Estado, Mike Pompeo, en los esfuerzos del gobierno de Trump para derrocar a Maduro.

En sus memorias, contó que en su época de estudiante en la Universidad de Yale, se sentía «un alienígena» entre tantos jóvenes contrarios a la guerra de Vietnam.